Inicio | Multimedia

Este año tampoco habrá ferias durante el verano, aunque sí se realizarán actividades con control de aforo

Las tradicionales ferias y fiestas del verano en el municipio de San Roque no van a celebrarse este año, por segundo consecutivo, debido a que no se prevé que entonces el porcentaje de la población vacunada de COVID-19 haya alcanzado el 70%, lo que significa que se mantendrá la prohibición de grandes aglomeraciones de personas. En todo caso, desde el Ayuntamiento se están preparando una serie de actividades para la temporada estival en las que sea posible limitar el aforo de asistentes.

19/04/2021

El alcalde, Juan Carlos Ruiz Boix, ha hecho estos anuncios junto a la concejal de Fiestas, María Collado. Explicó el primer edil que en la actualidad el porcentaje de personas vacunadas en el municipio de San Roque se sitúa entre el 10% y el 15%, y no se espera alcanzar el 70% que supondría la denominada “inmunidad de rebaño” durante los meses en los que tradicionalmente se celebran las ferias, entre junio y agosto.

Señaló que se había esperado hasta este momento para tomar una decisión sobre la celebración de las ferias con la esperanza de que la vacunación prevista para dicho periodo fuera más elevada, pero ante las previsiones del Gobierno Central se ha decidido hoy suspender todas las ferias y fiestas del verano, desde la de Taraguilla a finales de junio hasta la de la Estación, a mediados de agosto, incluyendo la Feria Real, a principios del último mes.

Ruiz Boix envió “un mensaje de ánimo a todas las personas que tienen su vida laboral vinculada a las ferias”: caseteros, feriantes y las familias propietarias de los distintos puestos. Lamentó que por segundo año consecutivo no puedan tener ingresos con los que afrontar no sólo los gastos que suponen las inversiones en, por ejemplo, las atracciones de feria, sino que incluso “no tienen ni para vivir”.

“Queríamos alargar la decisión -señaló- para saber cuál era el ritmo de vacunación esperado. Pero ya está claro que en junio, julio y agosto no habremos alcanzado el 70% de la población. Desde el Ayuntamiento no podemos controlar una actividad sin aforo, como ocurre con las ferias”. Se comprometió a que “seguiremos trabajando para que en 2022 se puedan celebrar todas nuestras ferias”.

En cualquier caso, precisó que desde el Consistorio se quería “enviar un mensaje de optimismo a la población. La situación actual es algo mejor que la de 2020”, y todavía será mejor en verano. Ante esa realidad, el regidor sanroqueño indicó que “he pedido al Área de Fiestas y también a Juventud (que dirige el edil David Ramos) que trabajen en una agenda de actividades que no serán de feria, y en las que sí será posible el control de aforo”.

Ante las posibles críticas de la oposición municipal, el alcalde adelantó que estas actividades tendrán un coste para adecuarlas a la normativa Covid, porque “habrá que controlar el aforo, que disponer de servicios anticovid y que incrementar las medidas de seguridad médicas y sanitarias”. Indicó que si el verano pasado se permitía un aforo máximo de 400 personas en unos actos y de 800 en otros, lo previsible es que en los próximos meses estivales estas cifras sean iguales o incluso más altas.

“Espero -dijo Ruiz Boix- que esta agenda resulte atractiva para nuestros pequeños, para los adolescentes, para los jóvenes y también para los adultos”. Adelantó que estas actividades se realizarán no sólo en la Ciudad de San Roque, sino también en los otros tres distritos: Bahía, Valle del Guadiaro y Estación, Taraguilla y Miraflores, en el último caso en el nuevo recinto ferial de la Estación.