Inicio | Multimedia

El sábado por la mañana, prueba de aptitud gratuita de Perro Urbano en Los Olivillos

La Asociación para la Formación y Estudio de Perros de Utilidad (AFEPU), con la colaboración de la Delegación Municipal de Salud, organiza una prueba de Perro Urbano el próximo sábado 22 de 10.00 a 14.00 horas en la pista anexa al Polideportivo Municipal de Los Olivillos. Esta prueba forma parte de un programa de la Asociación de Adiestradores Profesionales Caninos de Andalucía (APCA). La inscripción, totalmente gratuita, puede realizarse en la Delegación de Salud (Casa Consistorial, primera Planta) o en el mismo escenario de la prueba.

20/03/2014

Ana María Rojas, concejal delegada de Salud, ha señalado que “ya a finales de enero desarrollamos junto a AFEPU el curso 'Conoce a tu perro', destinado a darle a los dueños de estos animales una serie de conocimientos básicos, tanto teóricos como prácticos. La prueba de este sábado es gratuita y no es competitiva, y solo pretendemos concienciar de la importancia de que los perros estén bien educados para que sus dueños puedan disfrutar de su compañía sin alterar la vida del resto de los ciudadanos”.

Los requisitos son los siguientes: todos los perros participantes deberán llevar su cartilla sanitaria en regla; además, un collar y una correa de al menos un metro y medio. Asimismo, los perros considerados potencialmente peligrosos irán provistos de un bozal. La inscripción y participación es totalmente gratuita. Los perros serán examinados por un juez oficial, y los que obtengan el aprobado serán inscritos en el registro de Perros Urbanos de la APCA, mientras que sus propietarios obtendrán un certificado oficial.

El objetivo de esta prueba de Perro Urbano es enseñar a los propietarios de los canes a ser dueños responsables, así como certificar que los animales poseen la educación y el comportamiento social adecuado para vivir en ciudad. El programa se dirige tanto a perros de raza como a sus cruces y mestizajes, y no se requiere que los animales realicen los distintos retos que se les presentan con la misma precisión y formulismo que se pide en las competiciones deportivas.

La prueba de aptitud consiste en andar junto al guía sin tirar de la correa por un periodo de un minuto, con cambios de dirección, ritmos y tres paradas indicadas por el juez, en las que el amo indicará a su perro que debe sentarse. Además, en posición de echado, el animal deberá permanecer un minuto quieto con su dueño ausente. Y, finalmente, estando suelto deberá acudir a la llamada.

Durante la prueba el juez observará el comportamiento del perro con personas, con otros animales y ante una acción sorpresiva (abrir un paraguas, un fuerte ruido...).