El alcalde explica su declaración en el juzgado por las construcciones ilegales en el municipio

Tuesday, 12 November 2013

El alcalde, Juan Carlos Ruiz Boix, considera “ilógico” que se le haya imputado a raíz de una investigación sobre las construcciones ilegales en el municipio, principalmente en El Albarracín. Recuerda el primer edil que se trata de una “situación heredada” que ya existía cuando él era niño, y argumenta que en los dos años que lleva de alcalde sus actuaciones en este asunto siempre han sido acordes a la legalidad y, en todo caso, buscando soluciones en la línea del decreto autonómico sobre este tipo de asentamientos.

DECLARACION ALCALDE JUZGADO SOBRE CONSTRUCCIONES ILEGALES 12 NOVIEMBRE 2013

Ruiz Boix ha prestado hoy, martes, declaración en el Juzgado Número 2 de San Roque, donde se han abierto diligencias por un supuesto delito medioambiental. El primer edil ha señalado que “una vez en el juzgado, pregunté qué impulsa esta denuncia y se me citó un informe de la Fiscalía de Medioambiente realizado en 2010, y en el que el fiscal pide que se cite a todos los alcaldes o concejales de Urbanismo desde el año 2003 hasta 2010. Sorprendentemente también se me ha citado” cuando no ostentó ninguno de ambos cargos en dicho periodo, ya que accedió a la Alcaldía en junio de 2011.

Ruiz Boix señaló que durante su comparecencia judicial explicó “que este gobierno está tratando de dar respuesta a esta problemática a través del Decreto de la Junta de Andalucía sobre construcciones en suelo no urbanizable, que estamos trabajando desde inicios de 2012”. En esta línea, argumentó, se ha aprobado recientemente en Pleno de la Corporación un Plan Municipal de Inspección Urbanística, “para conocer cuáles son esos asentamientos en todo el municipio”.

La otra medida principal ha sido “la elaboración de un censo de todas esas construcciones, que ha provocado que de forma voluntaria más de 200 familias hayan traído documentación. Luego el Ayuntamiento ha actuado de oficio con datos anteriores o bien con la colaboración de técnicos de Urbanismo y de la Policía Local. El resultado es que tenemos ahora mismo casi 500 propiedades censadas que van a pasar a ese inventario de construcciones en suelo no urbanizable”.

“Pero mientras se da respuesta a este problema -añadió el primer edil- no se ha dejado de respetar la legislación urbanística, y cualquier tipo de instalación que se ha conocido ha tenido el seguimiento y el camino legal obligatorio, que incluye la paralización de la obra y el inicio de los procedimientos sancionadores. Por lo tanto, no hay nada que ocultar, y desde que ocupé la Alcaldía en ningún caso se ha facilitado o incentivado la construcción en zonas no urbanizables”.

“Muy al contrario -prosiguió-, se está poniendo el foco en que en este municipio existe todavía mucho suelo urbanizable sin desarrollar. Espero que quien tenga la oportunidad de construir lo haga en dicho suelo. Y que no se cometan tropelías y delitos urbanísticos con asentamientos en zonas no urbanizables”, finalizó.

1 of 2