Inicio | Multimedia

Reunión con los 60 desempleados del plan contra la exclusión que serán contratados por 3 meses

Los sesenta desempleados del municipio, mujeres en su mayor parte, que van a ser contratados en virtud del plan autonómico contra la exclusión social han sido convocados hoy, martes, a una reunión en el Edificio Diego Salinas. El alcalde, Juan Carlos Ruiz Boix, se ha dirigido a ellos para darles la bienvenida y explicarles a grandes rasgos en qué consistirá su labor.

08/10/2013

Además del primer edil, participaron en la reunión varios miembros del Equipo de Gobierno: Ana María Rojas (Bienestar Social), Mercedes Sánchez (Empleo), Dolores Marchena (Recursos Humanos) y Juan Manuel Ordóñez (Presidencia). Al terminar la intervención de Ruiz Boix, técnicos municipales aportaron información más detallada a los beneficiarios de este programa, que financia la Junta de Andalucía.

El alcalde explicó que “estamos iniciando este plan de ayuda a la contratación que ha puesto en marcha la Junta de Andalucía para que familias sin recursos puedan contar con una solución temporal, hasta un máximo de tres meses. Va a favorecer a 60 sanroqueños de esa larga lista que tenemos de desempleados”.

“En los últimos meses -continuó- el Ayuntamiento está dando respuestas puntuales a muchas familias necesitadas de San Roque. El 21 de octubre finaliza el plan de empleo que a través de los trabajos de temporada de Emadesa se ha puesto en marcha y ha permitido que 44 sanroqueños tengan un contrato durante seis meses. Ahora van a pasar a ser contratadas estas 60 personas y así vamos a aliviar las necesidades de algunas familias”.

“Sabemos -admitió el alcalde- que esto no es más que un grano de arena en el desierto que suponen los más de 4.190 parados que existen en San Roque, pero estamos trabajando en que se puedan sumar también fondos municipales para que esta realidad se amplíe a más familias necesitadas (la idea es que Emadesa pueda contratar en los próximos meses a otras sesenta personas). En este trabajo diario van a encontrar al gobierno municipal y al alcalde”, finalizó.

A este “Plan de Ayuda a la Contratación” se presentaron 472 solicitudes, de las cuales, 266 fueron admitidas provisionalmente, y 207 quedaron excluidas. La Delegación Municipal de Bienestar Social, en base a los criterios fijados por la Junta de Andalucía, se encargó de la selección de los 60 beneficiarios finales.

Para llevar a cabo estas contrataciones, el Ayuntamiento recibirá una subvención de la Junta de Andalucía de unos 174.500 euros. En el momento de la presentación de la solicitud en el Ayuntamiento para acogerse a este Programa debían estar en situación de demandante de empleo durante un período igual o superior a doce de los últimos dieciocho meses.

Se exigía también la pertenencia a una unidad familiar donde todos sus miembros tengan residencia efectiva en la Comunidad Autónoma de Andalucía, estén empadronados en el mismo domicilio y que el importe máximo de los ingresos del conjunto de las personas que forman la unidad familiar sea inferior a 1,5 veces el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (798,77 euros mensuales).

Además, debían formar parte de una unidad familiar en situación de exclusión social o en riesgo de estarlo, acreditada mediante Informe Social de los Servicios Sociales Comunitarios.