“Entre pinzas y fábulas”, de Atelana Teatro, enseña a los pequeños historias medievales

Lunes, 26 Septiembre 2016

El festival Sanrotín, organizado por las delegaciones de Cultura y Bibliotecas, finalizó ayer domingo en el Teatro Juan Luis Galiardo con la representación de “Entre pinzas y fábulas”, de Atelana Teatro, en el que se contaron fábulas medievales de una manera muy original y divertida.

En “Entre pinzas y fábulas”, el viejo Leonardo sube como siempre a la azotea a tender la ropa. Pero hoy los vecinos quieren escuchar sus historias. Entre dichos y refranes dará vida al topo y a la rana, al cuervo y a la zorra o a un león y un ratón entre otras fábulas. Nos las contará con los únicos recursos que tiene a mano: la ropa tendida, unas pinzas de colgar y los trastes de lavar. Una original propuesta con la que poder compartir la ternura y la locura del viejo Leonardo.
 

“Entre pinzas y fábulas” es un espectáculo de una hora de duración para niños producido por Atelana Teatro. El autor e interprete es Carlos Pérez Martínez; el director Claudio Hochman; la escenografía y el vestuario es de Mª Carmen Díaz Marín; y la iluminación y el sonido de Inmaculada Sánchez.

Atelana Teatro presenta una obra basada en los “exiemplos” (cuentos y fábulas), que aparecen en el Libro del Buen Amor del Arcipreste de Hita. Fábulas que circulaban durante la Edad Media, unas de origen oriental y árabe y otras de autores clásicos como Esopo.

Desde la tradición de la literatura clásica a la modernidad del teatro de objetos, pasando por temas transversales como la educación en valores y la coeducación, son algunas de las cuestiones didácticas intrínsecas en esta obra. Un espectáculo lleno de contenido a través de la ternura y la locura del viejo Leonardo.

Atelana Teatro comenzó a mediados de los ochenta colaborando con diferentes compañías teatrales de carácter experimental. Su línea está marcada por la utilización de diferentes técnicas, un lenguaje directo a través de textos de creación propia y la sencillez de los montajes.
Durante este tiempo han seguido actuando en Festivales Internacionales, así como en numerosas muestras y ferias de teatro de títeres, ferias del libro, etc…

El nombre de la compañía lo tomaron de las farsas latinas atelanas, de carácter popular e inspiradas en la comicidad cotidiana.

1 of 3